Preguntas sin respuesta

¿Cuántos empezamos? ¿Cuántos quedan? Siempre es la misma historia. Nunca es tarde para reconocer que sí me importa. Parece que todo da vueltas a mi alrededor y no hay nada a lo que agarrarse para estar a salvo. Quizás sean los chupitos de anoche o esa horrible sensación de querer huir permanentemente, como las nubes que van y vienen al mirar por la ventana del tren, pero no soporto estar aquí, tan lejos de lo que en realidad quiero. Me quema cada recuerdo, cada noche en la que no consigo dormir, cada llamada que no quiero contestar…. Espero una estrella fugaz de esas que vimos desfilar sobre nuestras cabezas aquel verano de descubrimientos. ¿Imaginas estar allí arriba? ¿En el firmamento? ¿En las nubes? ¿Lejos del suelo sobre el que caminas rumbo a otro destino que no te corresponde? ¿Lejos de todo este ruido? Puede que no sea cómo imaginamos, pero parece tan bonito desde aquí abajo… Yo imagino que necesito encontrar el rumbo antes de despegar. Imagino que no soy el mismo que conociste, aunque me parezca bastante. Imagino que estar aquí me gusta más que antes, aunque me siga faltando algo. A veces creo que siempre será así, que nunca lo encontraré. Puede que no me atreva. ¿Dónde están las promesas que me hice? ¿Cuándo se acabará este caos?

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s